El uso de datos de la tecnología de modelado de información de edificios (BIM) permite una construcción más rápida, más segura, con un uso más racional de los materiales,

Fuente: Ecoinventos

El uso de datos de modelado de información de edificios (BIM) generados durante el diseño y la construcción a lo largo de todo el ciclo de vida de los proyectos de edificación y obra civil permite una construcción más rápida, más segura, con un uso más racional de los materiales, así como un funcionamiento, un mantenimiento y un eventual desmantelamiento más rentables y sostenibles. 

Un artículo publicado por la Fundación LaFarge Holcim define que la construcción sostenible pretende satisfacer las necesidades actuales de vivienda, entornos de trabajo e infraestructuras sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras para satisfacer sus propias necesidades futuras. Incorpora elementos de eficiencia económica, rendimiento medioambiental y responsabilidad social, y contribuye en mayor medida cuando se incluyen la calidad arquitectónica, la innovación técnica y la transferibilidad.

Así, el concepto de construcción sostenible va mucho más allá de la instalación de sistemas mecánicos eficientes desde el punto de vista energético o de asegurarse de que el cliente elige la iluminación LED para su nuevo edificio. Es una filosofía que influye en todos los aspectos de las fases de diseño y construcción, así como en el mantenimiento y el funcionamiento continuos del edificio en el futuro, e implica cuestiones como el diseño y la gestión de los edificios; el rendimiento de los materiales; la tecnología y los procesos de construcción; la eficiencia energética y de recursos en la construcción.

tecnología
Building Information Modeling (BIM), a new way of architecture designing – concept image with a metal tower crane in a construction site with hanging text BIM.

Teniendo en cuenta la cantidad de energía que usan las instalaciones comerciales y el rápido crecimiento de la población urbana mundial, la importancia a largo plazo de la construcción sostenible es innegable. La forma en que se diseña y construye un edificio sienta las bases de su eficiencia energética a lo largo de su vida útil.

BIM puede hacer que esto suceda al permitir a todos los implicados retroalimentar la experiencia en el proceso de diseño, permitiendo mejorar el funcionamiento de los nuevos activos y la forma en que se diseñan, entregan y gestionan los activos posteriores. La aportación coordinada de BIM por parte de todos los socios del proyecto contribuye a la sostenibilidad de muchas formas, como mayor transparencia durante la fase de diseño, mayor eficiencia durante las fases de diseño y construcción, mayor control durante la fase de explotación, y la coordinación del diseño, la planificación de costes, la producción y la construcción contribuye a la realización de pedidos precisos de materiales y equipos, eliminando los residuos.

Cuando el diseño comienza en un proyecto usando BIM, permite un proceso altamente transparente desde el primer día: a medida que los datos se añaden a un modelo compartido, cada parte interesada en un proyecto puede acceder rápida y fácilmente a un resumen completo en tiempo real de los productos y materiales que se proponen, cómo se fabricarán e instalarán, y qué se puede esperar en cuanto a su rendimiento después de la construcción.

tecnología
asian male with plan to develop sustainable city

Esta transparencia permite a los contratistas, ingenieros, proveedores y demás aportar sus conocimientos y experiencia a la construcción y el funcionamiento general de la edificación desde el principio, haciendo que el proyecto sea más sostenible en la fase de diseño antes de que se gaste dinero en materiales o suministros.

La utilización del BIM encaja perfectamente con la filosofía de la construcción sostenible, que va más allá del diseño y la construcción, y se extiende al mantenimiento y uso a largo plazo de la estructura terminada.

Los profesionales de la construcción están aprovechando esta ventaja del proceso BIM al incluir recomendaciones operativas y programas de mantenimiento a largo plazo y respetuosos con el medio ambiente en sus proyectos terminados. Esto supone un valor añadido para los propietarios de nuevos edificios, mejora la sostenibilidad general de las instalaciones y profundiza la relación de la empresa con cada cliente.

Ver Anterior

La pequeña casa solar autosuficiente hecha con materiales reciclados

Ver Siguiente

Torre BBVA, un rascacielos con tecnología que permite no evacuar ante sismos

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando...

Comentar Publicación