La tan esperada y anticipada revolución en la construcción está ganando impulso. Ahora tenemos drones, BIM, realidad virtual, realidad aumentada, gestión de proyectos en automático y más. Pero esto no termina aquí! Los investigadores y varios institutos están llevando la tecnología al siguiente nivel en el desarrollo de nuevos materiales de construcción innovadores.

Fuente: Ovacen

Aunque ya hablamos de las propiedades y tipos de materiales aislantes con unos documentos guía excelentes. Ahora toca ver los materiales para arquitectura que podrían revolucionar el sector de la construcción.

1.- Madera transparente y la súper madera

Materiales

Ahora tenemos una nueva forma de entender y utilizar el material más noble de la Tierra, la madera. Gracias a la tecnología ha pasado a un nivel superior de innovación; la madera translúcida que se puede utilizar para desarrollar ventanas y paneles solares.

Se crea primero quitando el revestimiento de la chapa de madera y luego se trabaja a nano-escala. El efecto resultante crea un nuevo material para la construcción totalmente transparente que tiene varias aplicaciones en la industria de la construcción y las obras. Imaginación al poder.

2.- Ladrillos que absorben la contaminación

Los nuevos materiales de construcción también quieren respetar el medioambiente y ser sostenibles. L profesora asistente Carmen Trudell de la Facultad de Arquitectura y Diseño Ambiental de Cal Poly, el Breathe Brick … Ladrillos que aspiran contaminantes del aire y liberan aire filtrado!

Este material innovador para la construcción está diseñado para formar parte del sistema de ventilación estándar de un edificio. Tiene un sistema de fachada de dos capas, con ladrillos especiales en el exterior y aislamiento estándar en el interior.

 En el centro hay un sistema de filtración ciclónica que separa las partículas pesadas del aire y las recoge en una tolva extraíble. Su diseño es muy similar al de un vacío. En definitiva, una tecnología que se puede aplicar fácilmente a los procesos constructivos actuales.

Al realizar pruebas en el túnel de viento, se demostró que el sistema puede filtrar un 30% de partículas finas contaminantes y un 100% de partículas gruesas como el polvo. Un nuevo componente para obras que puede aportar mucho valor.

3.- Nanotecnología para ventanas

Los investigadores de la Universidad de Princeton predicen que las ventanas inteligentes del futuro podrían ahorrar hasta un 40 por ciento en costos de energía.

Los investigadores desarrollaron un nuevo tipo de ventana inteligente que controla la cantidad de luz y calor que entra en el edificio y además, es autoalimentada por células solares transparentes de la propia ventana.

La tecnología se deposita en un vidrio como una película delgada, y los investigadores están trabajando para desarrollar una versión flexible que podría aplicarse fácilmente a las ventanas existentes. Así que, pronto las ventanas de aluminio y PVC serán historia!

4.- Los ladrillos refrigerados

De los nuevos materiales modernos de construcción que están apareciendo, la combinación de arcilla e hidrogel puede ser un gran avance en eficiencia. Los estudiantes del Instituto de Arquitectura Avanzada de Cataluña han creado un nuevo material que tiene un efecto refrescante en los interiores de los edificios.

Su efecto refrigerante se debe a la presencia de hidrogel en su estructura, que absorbe agua hasta 500 veces su peso. El agua absorbida se libera para reducir la temperatura durante los días calurosos.

 La incorporación de un innovador sistema de refrigeración en la estructura del edificio actual ha hecho del proyecto Hydroceramics uno de los materiales de construcción más frescos para revolucionar la construcción. Un mayor progreso en esta dirección puede hacer que los acondicionadores de aire domésticos sean obsoletos.

5.- Utilizar colillas para hacer ladrillos

Anualmente se fabrican 6 millones de cigarrillos y se producen 1,2 millones de toneladas de residuos de colillas. El impacto sobre el medio ambiente es tremendo. Elementos como el arsénico, el cromo, el níquel y el cadmio entran en el suelo y dañan la naturaleza.

Con el fin de reducir el impacto de las colillas de cigarrillos en el medio ambiente, los investigadores de MIT desarrollaron ladrillos más ligeros y energéticamente más eficientes hechos de colillas de cigarrillos. En resumen, utilizar los residuos de forma innovadora y de una manera mucho más respetuosa con el medio ambiente.

6.- El cemento fosforescente

Se ha creado un cemento que tiene la capacidad de absorber e irradiar la luz por un investigador de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (UMSNH). Con este nuevo cemento generador de luz,  los usos y aplicaciones potenciales pueden ser enormes.

La industria de la construcción está evolucionando y una de las principales tendencias es el avance hacia una forma más eficiente de crear estructuras desde el punto de vista de los recursos y la energía. Por lo tanto, las implicaciones de que el cemento actúe como una “bombilla” son muy amplias. Podemos utilizarlos en piscinas, aparcamientos, señales de seguridad vial y mucho más.

7.- Las varillas CABKOMA para sismos

El Komatsu Seiten Fabric Laboratory, con sede en Japón, ha creado un nuevo material  de construcción llamado CABKOMA Strand Rod. Es un compuesto termoplástico de fibra de carbono que trabaja a la perfección ante terremotos.

El cordón es el refuerzo sísmico más ligero y es muy estético. Para ver más sobre este material desde la sede de Komatsu Seiten. Los hilos han reforzado toda la estructura.

8.- Muebles de bioplástico

Los muebles están hechos de un material llamado Mycoform, que se fabrica combinando astillas de madera, yeso, un componente de avena y un hongo llamado Ganoderma lucidum. Este hongo se añade ya que tiene la capacidad de desintegrar los productos de desecho y dejar un material estructural fuerte. Comprende segmentos entrelazados que se pueden usar para torcer la silla en diferentes formas.

No solo se ha conseguido un plástico duradero adecuado para usar en muebles, sino también potencialmente en la arquitectura.

Este efecto combinado crea un mueble de baja tecnología, baja energía y libre de contaminación, ya que una vez que los muebles han llegado al final de su vida útil pueden ser desechados en cualquier ambiente biológico – como un jardín – y se descomponen.

Ver Anterior

Testeo, el primer laboratorio para la construcción sostenible

Ver Siguiente

Ferrara Proyectos Especiales celebra su décimo aniversario al servicio de la industria geotécnica

Comentar Publicación